Ojorojo

This slideshow requires JavaScript.

Frente al caos, busco la contemplación… Soy un hombre de tierra, lo llevo en el nombre (Jorge), crecí en el campo a las afueras de Guadalajara; aprendí a mirar con la luz del campo, a conocer el cielo y reconocer las aves del invierno; los estudios en diseño despertaron la estética y la composición, mientras que la cámara, en principio herramienta luego necesidad, se me unió a través de diplomados y cursos avanzados de fotografía. Mi obra busca la belleza reflexiva, la armonía, incluso en el caos de una parvada de aves, elemento recurrente en mis imágenes; es una lucha en contra de la estridencia de lo cotidiano. Aun así, mi visión del mundo es melancólica, quizá hasta trágica y mis fotos me sirven de defensa. El que observa encuentra siempre un haz de fantasía, de irrealidad intrínseca, un escape. Soy más bien ermitaño, pocas publicaciones, pocas exposiciones, pero los ojos bien abiertos…